RSI es una realidad; una realidad consolidada.

En estos días de zooms, meets e incontables webinarios no puedo dejar de pensar en aquellas iniciativas pioneras en el mundo de la interpretación de las que disfrutábamos allá por el año 2011 y en las que explorábamos las nuevas tecnologías que iban apareciendo aplicadas a la interpretación.

Hoy en día, no podemos salir al parque a pasear, no podemos ir a tomar un vino a una terraza, no podemos ir a visitar a los abuelos o amigos. Pero lo que sí podemos seguir haciendo es negocios internacionales, seguir cultivando las relaciones profesionales, sin ningún problema, gracias a la tecnología. El mundo está cambiando y la necesidad de movernos para llevar a cabo distintas actividades es cada vez menor. Por ello, las nuevas tecnologías han llegado para quedarse y aunque muchas herramientas ya estaban presentes, hoy se están poniendo en práctica en todas las empresas a nivel mundial. Así también, la interpretación simultánea remota (RSI, por sus siglas en inglés) es ahora una realidad y una realidad consolidada.

Cierto es que la tecnología y las plataformas han evolucionado mucho, y cada vez hay más opciones y numerosas mejoras. Por ello, estoy totalmente convencida de que la Interpretación Simultánea Remota, como muchas otras modalidades a distancia, está para quedarse.

La industria de la interpretación se transformó a partir de la Segunda Guerra Mundial con la aparición de la tecnología inalámbrica, los juicios de Núremberg, la creación de organizaciones internacionales como la Organización Internacional del Trabajo (OIT), la Sociedad de Naciones y posteriormente la Organización de las Naciones Unidas (ONU), así como la fundación de las primeras escuelas destinadas exclusivamente a la práctica de la interpretación, y actualmente, vemos una vez más, que esta industria evoluciona por medio de la tecnología.

Todos estamos en plena revolución tecnológica y aunado a la situación que vivimos por el COVID-19, encontramos un mundo lleno de posibilidades. Esto supone un gran avance para la celebración de reuniones, eventos y congresos, que por las medidas de seguridad sanitaria han tenido que ser pospuestos, suspendidos o modificados. Por lo que, si quisieras aprovechar la pandemia para esparcir tu conocimiento mediante webinars o conferencias en línea, quizá sea una gran idea expandir el alcance, multiplicar tu público y llegar a otras regiones del mundo de manera simultánea en cualquier idioma que lo desees, gracias a estos avances que te contaba previamente.

La Interpretación Simultanea Remota (RSI) permite que los intérpretes de conferencias esté en ubicaciones físicas distintas de donde se encuentran el ponente y los asistentes. Esta modalidad es totalmente segura para mantener las medidas impuestas por el COVID-19, ya que no existe contacto entre el ponente, los asistentes y los intérpretes.

Además, gracias a la RSI, no solamente es posible tener un mayor alcance, si no que podrás darle un giro a tu negocio y tener un trato directo y personalizado. No es necesario ahondar en los buenos resultados que se obtienen cuando uno le habla a su público en su lengua materna. Además, con el consentimiento del intérprete podrías reutilizar el contenido al grabar la sesión y usarlo en un newsletter, o para redes sociales, es decir, no es un recurso de un sólo uso.

Asimismo, la ventaja más clara es que, en estos tiempos de dificultades económicas, podrás acceder a otros mercados y comenzar de inmediato con la recuperación económica, que por culpa de la pandemia que nos aqueja en estos momentos, se ha visto afectada. El cambio será radical, con grandes beneficios tanto para los usuarios como para los intérpretes, eliminando problemas de logística y ahorrando tiempo y dinero. Lo único que falta es que tú, como usuario u organizador de eventos des el paso crucial: sé de los primeros en aprovechar e implementar la Interpretación Simultánea Remota (RSI) en tu negocio.

Por último, es una realidad que en medio de un mundo de requisitos, como: el conocer la dinámica del host y co-host, el monitoreo de los asistentes, la entrada y salida de video y audio, las diversas plataformas existentes, el ancho de banda suficiente, los equipos profesionales de audio para reproducir correctamente las frecuencias de audio (entre 125 Hz y 12500 Hz), la conexión ethernet, el tipo de audífonos y micrófonos especializados, la forma de hacer streaming en vivo, etc.., puedas sentirte abrumado. Por ello, mi recomendación como intérprete de conferencias es que es de vital importancia contar con un técnico especializado de plena confianza que te pueda asesorar en el uso y aplicación de la RSI. Con la infinidad de requisitos antes mencionados, los expertos serán ahora tus mejores aliados y podrán asesorarte para lograr el desarrollo y la implementación exitosa de un evento masivo o personalizado.

En inTERP, contamos con asesores técnicos profesionales y expertos en esta nueva modalidad, quienes te podrán ayudar a llevar a cabo tu evento como tú lo desees. Por lo que, si quieres garantizar el éxito de la comunicación, trabaja con los expertos para resolver cualquier pregunta que tengas.

Begoña Canut Noval

www.interp-mexico.com

Teléfono: +52 1 55 3269 6892

ventas@interp-mexico.com

contacto@interp-mexico.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *